5 beneficios de la infusión de cáscara de mandarina.

Consejos 60512 Visitas

La bebida es una alternativa natural y eficaz para aportar nutrientes al organismo y ayudarlo a reducir el colesterol.

La mandarina es un cítrico conocido por su sabor y aroma agridulce, y aunque la pulpa de este fruto es lo que suele consumirse, hay un uso no muy popular de la cáscara que podría ayudar a obtener muchos beneficios para la salud.

Las mandarinas son una buena fuente de antioxidantes que pueden evitar la formación de enfermedades y el envejecimiento prematuro, por lo que se sugiere consumir alimentos y bebidas con esta fruta que aporta vitaminas A, C, potasio, hierro, ácido fólico y fibra.

La infusión de cáscaras de mandarina puede ayudar a obtener las bondades de este cítrico, a continuación 5 beneficios que podría aportar al organismo.

Reduce la ingesta de calorías
De acuerdo con el sitio en inglés Healthfully, la cáscara de mandarina podría eliminar calorías que están escondidas en algunos alimentos. Así, además de que se recomienda la cáscara en infusión, también se puede utilizar como especia en algunos platillos, y para sustituir aderezos que podrían no ser tan saludables. Al bajar la ingesta de calorías, se puede bajar de peso o bien, controlarlo.

Evita la aparición de cáncer
El sitio en inglés Cookist señala que las altas cantidades de antioxidantes que están presentes en las cáscaras de mandarina ayudan a evitar la aparición de tumores cancerígenos, lo que podría deberse a que la cáscara contiene 20 veces más antioxidantes que la pulpa de este cítrico.

Regula el colesterol
Un artículo publicado por la American Chemical Society explica que las cáscaras de mandarina podrían tener mejores resultados en comparación con algunos medicamentos que tienen la función de regular el colesterol en la sangre.

El artículo también hace un repaso y revisión de algunos estudios en los que se comprueba la efectividad de la infusión de cáscaras de mandarina, por lo que apunta que esta bebida es una alternativa natural y eficaz, asimismo comprueba una baja en el colesterol malo a causa de la presencia de flavonoides en las cáscaras de cítricos.

Mejora la salud gastrointestinal
Un estudio llevado a cabo por investigadores del Instituto de Química Orgánica en Bulgaria, descubrió que las cáscaras de mandarina son capaces de regular los problemas gastrointestinales, aumentar la saciedad y mejorar el sistema inmunológico. Estos beneficios son posibles porque la cáscara tiene pectina de buena calidad, la cual es una fibra dietética soluble con propiedades beneficiosas para la salud.

Puede desintoxicar el cuerpo
Según información del sitio Citrus, los cítricos son frutos altamente alcalinos que pueden ayudar a depurar el organismo, por lo que la infusión de cáscara de mandarina puede realizar su función depurativa, esto es posible gracias a las propiedades alcalinas de este alimento, las cuales son capaces de eliminar poco a poco las toxinas que no necesita el cuerpo.

Ayuda a controlar el peso corporal ya que ayuda a mantener la saciedad del apetito.
La cáscara de mandarina es popular por ayudar a equilibrar los niveles de azúcar en la sangre.
Si buscas bajar de peso, es un aliado perfecto para lograr este objetivo.
Alivia los síntomas del estrés gracias a que reduce la producción de cortisol.
Promueve un flujo sanguíneo sano, además la cáscara de mandarina es rica en potasio, una sustancia que ayuda a reducir la presión arterial.
Contribuye a prevenir el aumento de células cancerígenas.
Previene la degeneración macular, ayudando a proteger tu vista.
Mantiene los tendones, ligamentos, huesos y arterias bien unidos gracias a que actúa como sintetizador de colágeno.
Ayuda a hidratar tu organismo.
Sus sales minerales colaboran en el tratamiento de anemia.

¿Cómo se prepara el té de cáscara de mandarina?
Necesitarás:

Dos cáscaras de mandarina frescas

Un vaso de agua

Media cucharadita de miel

Modo de preparación:

Paso 1. Corta las cáscaras de mandarina en pequeños trozos.

Paso 2. Hierve el vaso de agua, añade las cáscaras de mandarina, retira del fuego cuando esté en su punto máximo de ebullición, tapa y deja reposar durante 10 minutos.

Paso 3. Retira los residuos de la cáscara de mandarina con un colador, sirve y endulza con media cucharadita de miel. ¡Mmmmm, delicioso!

Puedes tomar esta bebida tres veces al día para aprovechar sus beneficios y si la tomas por la noche, te aseguro que dormirás de maravilla.

Compartir

Comentarios