Los 3 mejores remedios caseros para los talones agrietados

Consejos 7767 Visitas

Por lo general, los pies son la zona del cuerpo a la que menos atención le prestamos. Y es un gran error, porque la deshidratación y la falta de cuidado se traducen en talones agrietados. Aunque en la gran mayoría de las veces sólo afecta a la capa externa de la piel, puede llegar a penetrar hasta la dermis, generando un intenso dolor. Por suerte, existen excelentes remedios caseros para los talones agrietados. Soluciones que puedes preparar en cuestión de minutos con ingredientes que tienes por casa.

Zumo de limón y vaselina

Este es uno de los remedios más populares y efectivos que existen. La vaselina y el limón ablandan las durezas y reducen de forma notable el problema de los talones agrietados.

El proceso es muy sencillo. Lo primero es sumergir los pies en un balde de agua caliente durante 20 minutos. Luego, secátelos bien y unta los talones con la mezcla de zumo de limón y vaselina. Ponte unos calcetines de algodón, y deja que actúe durante toda la noche.

Aloe vera

El aloe vera es uno de los ingredientes orgánicos más utilizados en el ámbito de la cosmética por su amplio abanico de beneficios para la piel. Lo ideal es obtener gel de aloe vera 100% natural, así que hazte con una hoja de la playa extráelo de su interior. Aplica en los talones, ponte unos calcetines de algodón y deja que actúe durante toda la noche. A la mañana siguiente, aclara con agua tibia.

Plátano

El plátano, además de ser una fruta deliciosa, también es uno de los mejores remedios caseros para los talones agrietados. Debes machacar dos plátanos pelados previamente, hasta conseguir una pasta moldeable. Luego, sólo tienes que aplicar esta pasta en los talones y dejar que actúe durante entre 20 y 30 minutos. Una vez transcurrido el tiempo, aclara con abundante agua tibia, ¡y tus pies parecerán otros!

Compartir

Comentarios