Como Hacer El Te De Laurel

Remedios naturales 71237 Visitas

Como Hacer el Te De Laurel para Bajar el Azúcar, Tensión Alta, el Insomnio y La Grasa De Las Arterias, También mejora la salud del corazón, reduce la inflamación, cura problemas respiratorios y acelera el proceso de la digestión.

La hoja de laurel es conocida por ser muy buena para la salud, actúa contra muchas enfermedades, sus propiedades combaten el cáncer, desintoxica el cuerpo, es un protector contra las infecciones bacterianas, detiene el proceso del envejecimiento, acelera la cicatrización de heridas y ayuda a controlar la diabetes.

También mejora la salud del corazón, reduce la inflamación, cura problemas respiratorios y acelera el proceso de la digestión.

A continuación te mostrare una lista de los beneficios que nos ofrece estas hojas:

Beneficios
Mejora la digestión
Trata los problemas respiratorios
Cuida el cabello
Mejora la salud del corazón
Tiene propiedades anti-cancerígenas
Reduce la ansiedad y el estrés
Controla la diabetes
Para el tratamiento de la diabetes tipo 2, el laurel puede tomarse como un té o infusión. Esta es una de las tantas maneras de aprovechar sus bondades y puedes prepararlo de la siguiente manera.

Ingredientes
4 tazas de agua (1 litro)
1 cucharada de hojas frescas de laurel (15 g)

Preparación
Pon a hervir un litro de agua. Una vez que alcance su punto de ebullición, agrega las hojas de laurel. Mantenlas al calor del fuego durante tres o cinco minutos.

Luego deja que repose durante unos diez minutos y cuela la infusión antes de tomarla. Se recomienda no exceder la cantidad de cuatro tazas por día.
Sí al laurel, pero con moderación
Aunque indudablemente es una planta con grandes beneficios medicinales, el uso excesivo del laurel puede causar dermatitis, asma o alergias.También podría provocar náuseas e irritar las paredes del estómago, entre otros efectos secundarios.

El consumo de infusiones está contraindicado para las personas con diabetes tipo 1. También deberían abstenerse las mujeres embarazadas, las personas con trastornos de la coagulación, enfermedades del riñón, del corazón, del hígado o con úlceras gastrointestinales.

Compartir

Comentarios